NOVEDADES ¿Cómo la nanotecnología contribuye a detectar el cáncer de pulmón?

29 noviembre, 2019

El cáncer es una de las principales causas de muerte en el mundo, y en concreto, el de pulmón se sitúa entre los cinco más mortales, cobrándose la vida de más de 1.5 millones de personas al año.

La dificultad para detectar la enfermedad en fases tempranas, así como la falta de diagnóstico y tratamiento son algunos de los motivos. Si el cáncer se diagnostica a tiempo, las probabilidades de que el tratamiento sea eficaz aumentan exponencialmente.

Y en este aspecto de detección temprana es donde se centra el proyecto de Priscila KosaKa Monteiro, investigadora química del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). La científica ha desarrollado una tecnología “altamente sensible para la detección de proteínas de fusión, responsables de que las células sanas se transformen en malignas”.

Estas proteínas se encuentran en cantidades ultra-bajas en la sangre (actualmente únicamente detectables mediante biopsia, un procedimiento invasivo). Y el dispositivo en el que trabaja cuenta con una tecnología de diagnóstico 100 mil veces más sensible que las existentes, por lo que es capaz de detectar proteínas de fusión en una muestra de sangre y “detectar el tumor cuando el paciente no tiene síntomas”.

Como explicó la investigadora brasileña, “las tecnologías de hoy no consiguen penetrar el tejido. El plasma humano es como una sopa con alta concentración de proteínas que hay que explorar, y estos sensores permiten pescar al culpable, es decir, al biomarcador de la enfermedad”.

El procedimiento de detección se lleva a cabo por un dispositivo híbrido, que mezcla la nanomecánica y la nanoóptica. Este dispositivo es sumergido en la muestra de sangre y, después en una solución con nanopartículas de oro, que amplifican la señal de detección y reconocen la proteína de fusión.

Gracias a este sensor los médicos podrán seguir el desarrollo del tumor con precisión, lo que se traduce en un tratamiento más eficiente y personalizado para el paciente. Esto es debido a que el sensor es capaz de detectar los biomarcadores que circulan por la sangre en las diferentes etapas de la enfermedad. “Por primera vez vamos a tener información general, un mapa completo del tumor gracias a las huellas que habrá dejado en la sangre. Quiero que el cáncer de pulmón se transforme en una enfermedad crónica”, destacó Kosaka.

Sin embargo, la científica también admitió que por ahora es imposible realizar ensayos clínicos y tampoco proponer el proyecto para la detección de otros cánceres. “Todavía me hace falta desarrollar sensores para cada tipo de proteína defectuosa. Sin embargo, está claro que este procedimiento traerá avances a la investigación, y ya es mucho”.

Este proyecto fue premiado por la Fundación Fero con 80 mil euros, lo que le permitirá continuar la investigación durante 2 años, a la que la fundación distinguió por basarse en una “tecnología pionera de investigación”.

https://3gh.es/wp-content/uploads/2018/04/LOGO_3GH_inicio.png
https://3gh.es/wp-content/uploads/2017/03/logo_white.png
Sobre Nosotros

Acerca de 3GH
Contacta con Nosotros
Sala de prensa
Trabaja con nosotros
Descargar catálogo

Servicios

Soluciones IP
Reparación de equipos
Instalación redes
Soluciones impresoras
Call center

Información Legal

Información legal
Condiciones legales
Política de cookies

Ayuda

Preguntas frecuentes
Máxima cobertura
Quiero que me llamen
Atención al cliente

Copyright by Que Happy Agencia Creativa S.L. All rights reserved.